"Somos lo que comemos… Muchas veces prestamos atención a cosas banales y descuidamos lo más importante, la base de nuestro futuro, nuestra alimentación."

Enrique Sánchez

 

 

Enrique Sánchez

Chef y presentador de TV

 

¿A quién le debe su afición por la cocina?

A mis padres. En mi infancia, la cocina era el espacio más importante de la casa y nos encantaba pasar muchísimo tiempo en ella. Era algo normal, desde muy pequeño, echar una mano en los fogones.

¿El cocinero nace o se hace?

En mi caso particular… nace. He cocinado y me ha apasionado la cocina desde que era un niño. Recuerdo hacer mi primera paella completamente solo con 6 años. Pero, al igual que todas las profesiones, el cocinero debe hacerse, estudiar, formarse, practicar, equivocarse, corregirse y no parar de aprender con la pasión y la perseverancia como compañeras de viaje.

¿Qué ha comido últimamente que le ha sorprendido?

Confieso que soy un comensal muy emocional que encuentra la alegría en todas las mesas; desde la más sofisticada a la más sencilla. Me sorprendo y emociono a diario con la comida.

Lo último ha sido un simple pisto de verduras ecológicas que cociné a fuego lento durante 2 horas. El resultado final no hizo más que demostrarme, una vez más, que la felicidad puede estar en las cosas más sencillas.

Un ingrediente indispensable en su cocina.

Dos: El aceite de oliva virgen extra y la sal.

¿Cambiarán las preferencias de los comensales en los próximos años?

Yo creo que la gastronomía es parte de la cultura y va evolucionando como cualquier otro ámbito de la sociedad. Los gustos de los comensales van adaptándose también a estos cambios. Pero como bien dice la pregunta, honestamente creo que cambiaran las preferencias, pero no los gustos; pues tenemos una gastronomía de bases muy sólidas y arraigadas.

De cualquier forma, creo que ese cambio ya ha comenzado y se está produciendo de forma lenta y constante. Por resumirlo de alguna forma… “cada vez miramos más la procedencia y etiquetado de los alimentos”.

¿Qué opinión tiene sobre los alimentos ecológicos?

No hay discusión. Merecen la pena por nosotros, por nuestro entorno y por los que vendrán.

¿Está suficientemente reconocida la cocina saludable y ecológica?

Cada vez más, pero es un camino lento. Todavía es fácil encontrar el reproche en torno al alto precio de los alimentos ecológicos. Y sin embargo, muchas veces estamos comprando y consumiendo alimentos ecológicos sin siquiera saberlo. Es hora de romper falsos tabúes, pensar en nuestra salud y en la tierra que queremos dejar a nuestros hijos.

¿Cómo define la cocina ecológica?

Sabor, respeto, naturaleza.

¿Hacia dónde va la cocina con productos de proximidad y ecológica en España?

Pues creo que va paulatinamente hacia una consolidación estable en los mercados y, lo más importante, en los gustos y preferencias de los consumidores. Buscar lo mejor de nuestro entorno cercano es cada vez más común.

¿Qué le aconsejas a los jóvenes que ven el oficio de chef como un proyecto de vida?

Que luchen por aquello que creen. Que es un camino duro, lleno de obstáculos emocionales y físicos, y donde la palabra vocación tiene un especial sentido. Pero si tienen como compañeros de viaje a la pasión, el esfuerzo, la perseverancia y el respeto por las materias primas y la cocina… es un proyecto de vida que les hará llegar a la felicidad.

¿Qué consejos le darías a quienes quieren aprender a cocinar?

Que aprendan sin miedos, sin temor a equivocarse. Y si lo hacen, que aprendan de los errores. Qué busquen en la cocina aquello que realmente les hace felices, sin importar lo que piensen u opinen los demás; pues no hay mejor cocina que aquella en la que encontramos lo que estábamos buscando.